Albherto's Blog
Argonauta, en busca del Vellocino de Oro. Una navegación diaria por la blogosfera… ¡ y hasta aquí puedo escribir !

El habla achulada de Madrid


El habla coloquial o achulada de Madrid

– En cuanto al habla coloquial de Madrid no es muy diferente del habla coloquial de muchas otras regiones. Como en Madrid vive gente de todos los lugares de España, no es extraño encontrar en Madrid acentos de todas partes.

Pero “habla de Madrid” puede designar también el habla coloquial de determinados barrios “castizos” de la capital.

Se reconoce enseguida por el continuo empleo de muletillas típicas del “habla achulada madrileña”:
no veas, macho
¡jo, macho!
¡oye, macho …!
echarse una fantasmada
¿te vas a quedar conmigo?

vacilar / estar vacilando

Es el habla o jerga que llevaron a la escena los autores de teatro costumbrista de finales del XIX, aunque estilizándola hasta la caricatura. Por ejemplo Carlos Arniches (1866-1943), que presenta en sus obras de teatro el Madrid popular y castizo de finales del siglo XIX. Arniches estilizó esta jerga madrileña hasta tal punto que creó expresiones que han pasado del escenario al pueblo.

Cartel del estreno de la “Gran Via”

La zarzuela del Género Chico La Gran Vía se estrenó el 2 de julio de 1886 en el Teatro Felipe, que era una especie de anexo veraniego del Teatro Variedades.

Libreto de Felipe Pérez y González con música de Federico Chueca y Joaquín Valverde.

JOSEFINA MENESES, interpreta el Chotis del Elisedo de la Zarzuela La Gran Vía con la música de los maestros Federico Chueca y Joaquín Valverde y libreto de Felipe Pérez y Gonzalez

Ver: Manuel Seco: Arniches y el habla de Madrid. Madrid, Alfaguara, 1970.

El componente chulesco del Sainete y la Revista en el Madrid del Siglo XIX

Visto el exito de los sainetes (cuyo momento cumbre estaba sin embargo por venir) la satira de costumbre era recurso frecuente en la Revista que presenta la misma permeabilidad que las demas modalidades del genero chico.

 Sin embargo, la satira de costumbres no era consustancial de la modalidad revesteril, cuyo proposito era mas bien salirse de lo meramente moralizador de los sainetes, que no hicieron sino consolidar los modelos ideologicos propuestos por los grupos poderosos de la sociedad de la Restauracion.

Chulapos: Chulo y chulapa

Segun Simon Diaz una preferencia ya latente en la obra de Ramon de la cruz, asigna al barrio de Lavapies  la condicion  de cuna de la madrileña castiza por excelencia, LA CHULA.  Asi, en La cancion de la Lola , sainete que anuncia la gran moda de la chuleria madrileña en las tablas de los teatros por horas, la Maximina se autodesigna como “la mas barbiana de Lavapies”.

Enla calle del Ave Maria/ junto a la Plaza de Lavapies/ha nacido mi buena persona / que va derramando la sal a granel./

¡Ay Ole!, ¡Ay Ole!/Yo soy la mas barbiana de Lavapies/Si llega Uste a verme con mis faralares…

La Revista tiene como acabamos de ver mayor intencion critica. Por otra parte, a partir del exito de la Gran Via, ya no podian concebirse las obras del genero chico sin la chuleria andante.

Aunque las dramatis personae de las revistas no se limitan a tipos provenientes de las clases bajas, la Gran Via nos presenta a numerosos personajes sainetescos, de apariencia contemporanea: los ratas, la Menegilda, el soldado, el Isidro.

Pero tambien, las personificaciones de calles y barrios (verbigracia; la calle Toledo), asi como las de la fuente, de los periodicos taurinos y del Eliseo madrileño, tienen marcado sabor castizo.

La castiza frase “Más chulo que un ocho”, nació en el madrileño barrio de la ribera del Manzanares, aludiendo a un tranvía número 8 que, a principios del siglo XX hacía el servicio entre la Puerta del Sol y San Antonio de la Florida y que iba cargado de “chulapos”. Este tranvía era utilizado para acudir a la tradicional verbena de San Antonio.

En el habla de estos personajes encontramos los mismos rasgos que caracterizan al lenguaje de los sainetes. Destacan:

Particularidades foneticas: “abonaos”, “adivinao”, “cercustancia”, “comparao”, “das”, “dignidaz”, “diputao”, “espas”, “equida”, “figurao”, “ispector, “melitar”, “menistro”, “miruste”, “muje”,  “paece”, “paicen”, “poique”, “quean”, “señas”, “toos” y “Valladoli”.

Particularidades morfologicas: “cualsiquiera”, “esengañate”, “guelvo”, “naide” y “mayormente”.

Gitanismo y usos jergales: “chanela”, “chicarelari”, “diquela”, “gachi” y “gacho”.

Cultismos: “presopopeya” y “Via Lactea”.

Extranjerismos: “allons mesieurs”, “dandy”, “igili”, “milord” y “restoran”.

Vocablos y expresiones de moda: “brujulear”, “hacer tilin”, “nos chuleamos de la autoridad”, “parne”, “silbante”, “sisar”y “te espero en eslava tomando cafe”.

Eufemismos: “funciones de prestidigitacion”, “nuestra fe de bautismo tiene el cura del saledero” y “ponerse el capuchon”.

Maldiciones e insultos: “Don Tirillas”, “bocera”, “Caramba”, “¡Caspita!, “¡Canario!”, “deslenguada”, “fantasmona”, “infundioso”, “insolente”, “lechuza”, “lila”,  “maula”, “panoli”, “pardiez”, “¡por Belcebu!”, “presumida”, “seña Carcunda”, “seña Remilgos”,  “so insolente” , “so tia bruja” y “¡ruin!”.


Y un sinfin de chistes y juegos de palabras, que conocemos del contexto de los pasajes en que figuran de  los variados Sainetas y Revistas de la epoca.

….oOo….

Ninguna respuesta to “El habla achulada de Madrid”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: